Marlon Orozco Baños

Bitácora

Está bien —por el momento— lo que está pasando en Morena: Está bien que las disputas sean públicas, y que los miembros prominentes del partido enseñen sus cartas y sus caras.

Lo que no estaría bien sería que los órganos internos no funcionaren, que el agandalle y la ambición “vulgar” tomen las decisiones finales y que la incipiente, multimorfa, 4T se empiece a hundir cuando ni empieza a caminar. Y esto tienen pasar sin la intervención —i.e., la instauración— de un jefe máximo.

Monreal está abriendo una herida, está poniéndole una prueba fundacional al partido. Del cómo se resuelva esto aprenderemos mucho del futuro del partido. Sí López Obrador interviene, sin embargo, quedaremos en las mismas que hace unos ochenta años.

Lo que natura no da, tus asesores ignorantes y pendejos que aceptaron tu tesis ignorante y pendeja para perpetuar su estirpe de ignorantes y pendejos no prestan.

No hay crisis humanitaria en Venezuela; y la escasez que sí hay es producto de quienes ahora quieren que se los reciba como a salvadores. En esos comboyes viajan, como en caballo de Troya, el proto‐fascismo colombiano, el neo‐fascismo brasileño, el imperialismo gringo, y la renuncia a la soberanía de cualquier país no alineado a los intereses del imperialismo occidental.

Ya Trump enlistó a los que siguen, pero, si consiguen su objetivo, esa lista apenas es el inicio.

Marlon Orozco Baños

Ocasional

Literario

portada de Explicaciones ontológicas e implicaciones éticas de la soledad

Esta Tesis es un tratado ontológico que pretende aclarar las ineludibles y trascendentales conseuencias éticas de la entidad de lo humano. Así, se en encuentra en la soledad ontológica (el ser sólo uno, sólo lo que soy y no otra cosa) la caracteríastica fundamental que se manifiesta para siempre y se despliega en el concebir el mundo y en el concebir lo otro / al otro / al humano. Son muy bastos los temas que se trata en esta tesis; lo más recomendable es, desde luego, leerla.

2010, mar.

Disertativo

micros

«…there’s always someone younger…» Quisiera vivir la vida que te imaginas que vivo “Sí lo sé”. Pero, ¿cómo podrías si nunca has deseado la muerte? … no, no maten a los patos … Lo que natura no da, tus asesores ignorantes y pendejos que aceptaron tu tesis ignorante y pendeja para perpetuar su estirpe de ignorantes y pendejos no prestan. …y llegar a ser uno de esos a quienes los rechazos, los vacíos, los sentimientos, no les bajan de la sien.