«Murieron porque eran hombres, no porque fueran bandidos.»